Empacadores de la tercera edad, vuelven tras seis meses sin trabajar

Tuxtla Gutiérrez.- Hilda Ruth Esquinca Cruz es una mujer originaria del municipio de Pijijiapan, se define fuerte y con muchos ánimos de seguir adelante.

“Tengo 67 años de edad, gracias a Dios que me ha dado fuerzas para seguir adelante”, externó doña Hilda Ruth con una sonrisa dibujada en su rostro.

Desde corta edad, doña Ruth comenzó a ganarse el pan de cada día de manera honrada y con el firme propósito de sacar a adelante a sus dos hijos.

“Fui casada, pero como el hombre no fue responsable, para que me iba a llenar hijos y mejor vale más sola que mal acompañada”, comentó.

La mayor de sus hijos ha formado su propia familia, mientras tanto doña Ruth y el más pequeño de sus hijos continúa caminando juntos y de la mano para salir adelante.
“Ahorita mi hijo está estudiando para maestro de educación física en una escuela particular, el trabaja para seguir con sus estudios”, relató.

Doña Ruth a diario acude a su centro laboral con alegría, pues el estar activa le hace sentir bien.

“Aquí voy hacer tres años de trabajar en la tienda, pero ya tiene más años, voy hacer seis años de trabajar de empacadora. Aquí trabajo desde las 6 de la tarde y la hora de la salida es a las 11 de la noche”, compartió.

Ante la crisis sanitaria por COVID-19, se vio obligada a retirarse por seis meses de sus labores, por lo que se resguardó en casa siempre buscando la manera de generar ingresos que le permitan continuar pagando la renta y tener lo necesario en el hogar.

“Sí, dejamos de trabajar estos meses por el coronavirus, nos mandaron a la cuarentena. La verdad eso tiene la tienda es muy responsable y nos cuida. En este tiempo hice ventas de tamalitos de mole, de pollo, de elote, de todo eso”, detalló.

Además, el retornar a su trabajo se siente con los ánimos recargados tras estar por mucho tiempo en casa, “ahorita ya vengo contenta y traigo mi cubrebocas y mis guantes, para cuidarnos”.

Ante la contingencia sanitaria las propinas han disminuido, pero ella siempre brinda su apoyo regalando una sonrisa y trato amable a las familias que acuden a realizar sus compras.

“Cuanto el tiempo está bueno unos 250 pesos, pero como ahorita la gente tampoco no tiene mucho no da, pero hay que conformarse con mucho o poco.

Por Alerta Chiapas

Notas Principales
Por la cura de la pandemia.
¿Necesitas ayuda? Chatea con nosotros